Garbanzo blanco lechoso

Grano grueso y redondeado con la piel muy arrugada y de color casi blanco. Es ideal tanto para los guisos y cocidos, como para la ensaladas frías o platos con verduras y hortalizas.

El consumo del garbanzo lechoso es muy recomendable para las personas por su alto valor nutritivo: los garbanzos nos aportan una gran cantidad de hidratos de carbono de absorción lenta, son ricos en proteínas, minerales, hierro y fibra y pobres en grasas saturadas.

Categoría: